DiCaprio y Crowe, agentes de la CIA

Leonardo DiCaprio y Russell Crowe aprendieron tácticas antiterroristas de la CIA para dar vida a dos agentes secretos estadounidenses en Body of Lies, un proyecto exigente para ambos pero “divertido”, aseguraron en una entrevista con Efe.
“Nos lo pasamos muy bien”, confesó Crowe, de 44 años, quien tuvo que aumentar 25 kilos de peso por exigencias del director, Ridley Scout, su amigo y con quien mantiene una relación de “sinceridad brutal”, según declaró.
En Body of Lies, Leonardo DiCaprio, de 33 años, interpreta a uno de los mejores agentes de la CIA enviado a Oriente Medio, para trabajar sobre el terreno en la desarticulación de comandos terroristas de fundamentalistas islámicos, una tarea que supervisa, desde EU, su insensible jefe, al que pone rostro Russell Crowe. “Tuvimos acceso a los archivos secretos de la CIA (para prepararnos el papel)”, aseguró divertido Crowe, “sí, claro, directamente desde mi portátil”, agregó DiCaprio, para continuar con el tono cómico de su compañero.
Lo cierto es que para meterse en sus personajes estuvieron en contacto con expertos en lucha antiterrorista, y DiCaprio se llegó a entrevistarse con un ex director de la agencia de inteligencia estadounidense.
“Hablamos sobre las operaciones en Oriente Medio y su manera de ver el conflicto”, declaró el actor, que profundizó en su papel de Roger Ferris mediante conversaciones con el escritor de la novela homónima en la que se basa le película, David Ignatius, prestigioso periodista experto en los problemas de la región.
“Hubo una serie de identificaciones que yo tuve inmediatamente con mi personaje, sentí como que le conocía de alguna forma. Si me hubiese puesto en situaciones como esas -misiones antiterroristas- habría tenido el mismo tipo de problemas morales que encara Ferris, en la película”, afirmó DiCaprio.
Éste guapo de Hollywood, que se reencontrará este año en Revolutionary Road con Kate Winslet, más de una década después de su emparejamiento en Titanic, necesitó de un entrenamiento físico y de combate cuerpo a cuerpo para convertirse en espía, no así Crowe, que dejó crecer su barriga.
“Es mi cuarta película con Scout y me gusta trabajar con él. Entiendo la manera en que Ridley ve mi personaje (Ed Hoffman), como un hombre viejo, ex jugador de fútbol americano con problemas de rodilla y me pareció lógico el proceso físico”, explicó.
Para este actor, el hecho de ganar peso no debería suponer un problema para la salud “si lo haces de forma correcta y eres consciente de lo que supone… pero no lo volvería a hacer, aunque eso le ha dado a mi cuerpo mucha flexibilidad y he hecho papeles desde 75 a 115 kilos”, comentó.
A lo largo de su carrera Russell Crowe ha transformado su apariencia para diversos personajes, como para The Insider (1999), proyecto para el que ganó 20 kilos y le valió una nominación para los Óscar.
Body of Lies se estrena el 10 de octubre en Estados Unidos.
fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

Lost Password


Fatal error: Call to undefined function W3TC\request_filesystem_credentials() in /home/enelbrasero/public_html/wp-content/plugins/w3-total-cache/Util_WpFile.php on line 246