Simon Cowell, el polémico jurado del concurso ‘Factor X’ ha tenido que aguantar una regañina de su madre, quien le ha instado a bajar su ritmo de trabajo por el bien de su salud. Al parecer, el magnate de la música está haciendo malabares para compaginar el lanzamiento de la nueva edición del programa en EEUU con otros compromisos laborales, incluyendo la promoción de otros programas en EEUU y Reino Unido. Una fuente cercana a la familia afirma que la madre de Cowell “está alucinada” porque cree que su hijo está haciendo demasiadas cosas a la vez. Le aconsejan recudir la velocidad de su carrera antes de que la sobrecarga de trabajo le pase factura. “No tiene sentido ser el hombre más rico del cementerio”, dicen que piensa su madre. El padre de Simon falleció de un ataque al corazón y su madre, Julie, teme que el estrés laboral y el tabaquismo hagan que su hijo acabe de la misma manera.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here