Jamie Spears, el padre de Britney Spears, se convirtió en el administrador de los bienes de su hija hace tres años. Los asuntos profesionales y personales de la cantante le fueron concedidos cuando la joven comenzó a tener varios desequilibrios públicos que terminaron con una imagen suya rapándose la cabeza. “Britney hoy reconoce que si su padre no hubiese tomado algunas decisiones, la cosa hubiese terminado mal, así que le agradece que haya salvado su vida”, ha revelado una fuente al sitio web ‘RadarOnline.com’. Tanto agradecimiento tuvo lugar en el camerino de los MTV Video Music Awards, en los que la chica recibió el premio Michael Jackson Vanguard por logros a lo largo de la vida. Además, la fuente ha dicho que la relación de Britney con su padre es muy, muy buena: “Britney está lista para su próxima gira mundial a final de mes y su padre irá a algunos de sus espectáculos en Europa junto a su madre”.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here